Jardín Botánico de la Universidad de Granada

Calle Duquesa, 13

Construído en 1783 junto al Colegio de San Pablo, el Jardín Botánico de la Universidad de Granada presenta dos particularidades que lo hacen uno de los elementos patrimoniales de referencia de la institución. En primer lugar, la diversidad e plantas que deriva de su uso como lugar de investigación y experimentación científica. En segundo lugar, la conservación del trazado y la ordenación original de las plantas del siglo XIX.

Este deriva de una Pragmática de Carlos III que establece la necesidad de crear estos jardines con objeto de investigar las propiedades de las plantas y generar conocimiento. Esto se hizo en Granada siguiendo la “Escuela Botánica”, que no es sino la ordenación de las diferentes especies según las normas de la época y como aparecían en los libros utilizados por los estudiantes para su estudio, de manera que estos podían recorrer el jardín y analizarlo acorde al documento que utilizaban en las aulas.

El espacio se ordenó utilizando plantas de tamaño reducido, colocadas en macetas. Hoy se alternan, manteniendo su distribución, en macetas y en suelo, aunque las del suelo son controladas para que su porte permita que existan tantos ejemplares como se plantaron en origen.

Unido a la actual Facultad de derecho por una verja forjada en el siglo XIX, este espacio cuenta en su portada con dos relieves que representan a los botánicos Antonio José Cavanilles y a Lagasca Segura, esculpidos en 1877 por Francisco Morales.

 

Licencia CC BY SA